Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La oposición de Binissalem abre la puerta a una posible moción de censura

El motivo es la investigación puesta en marcha por Anticorrupción sobre presuntos contratos y pagos irregulares ordenados por el alcalde

Imagen de un pleno reciente celebrado en Binissalem.

Imagen de un pleno reciente celebrado en Binissalem.

Los tres partidos de la oposición en el ayuntamiento de Binissalem, PP, Més y PSOE, se verán las caras mañana para valorar la delicada situación política y económica del Ayuntamiento y no descartan ningún escenario, incluida una posible moción de censura para tumbar al actual equipo de gobierno en minoría presidido por Víctor Martí (UxB).

La gota que ha colmado el vaso de la paciencia de la oposición es la investigación que ha puesto en marcha la oficina Anticorrupción por presuntas irregularidades en contratos y pagos municipales ordenados por el alcalde. Este organismo ya ha instado en dos ocasiones al Ayuntamiento a entregar una serie de documentos relativos a los años 2018, 2019 y 2020 para investigar si se han cometido delitos en la gestión del dinero público.

Los tres partidos de la oposición coinciden en afirmar que la investigación de Anticorrupción no les ha cogido por sorpresa. «Durante los últimos dos años hemos solicitado información al pleno, sin resultado; hay una falta de transparencia importante», señala el portavoz del PP y exalcalde Andreu Villalonga. Los populares tenían un pacto con UxB que decidieron romper en 2018. «Mucha gente no lo entendió y posiblemente nos castigaron en las elecciones, pero nosotros ya veíamos que había cosas que no eran normales, con falta de ética y tal vez de legalidad; si no hubiésemos roto el pacto, posiblemente también nos investigarían ahora a nosotros», añade.

Por su parte, Aurora Mateu, de Més, afirma que el partido «confía en la justicia y pide respeto hacia las investigaciones». El requerimiento de Anticorrupción se basa en informes emitidos por Intervención y Secretaría «en los que se dejaba muy clara la situación poco regular de los procedimientos que ordenaba Alcaldía». Més exigirá explicaciones a Martí, a quien recuerda que «debe trabajar para el pueblo, pero no saltarse las leyes a la torera».

Pepa Ramis, portavoz del PSOE, incide en la gestión «poco transparente, oscura y próxima al amiguismo del alcalde» y recuerda que en los últimos cinco meses se han acumulado facturas extrajudiciales por valor de 450.000 euros «sin informes ni justificación sobre si realmente se habían ejecutado los trabajos de las facturas». A su entender, la situación es «insostenible» y un «caos administrativo y económico». Ninguno de los tres portavoces descarta una moción de censura. «Es hora de sentarnos a hablar», apunta Ramis.

El alcalde defiende su gestión

El alcalde de Binissalem, Víctor Martí, por su parte, asegura que «nuestra gestión pasa por la responsabilidad y buen hacer de las disposiciones generales, al amparo de la legalidad vigente». El regidor de UxB, que hace un mes perdió una cuestión de confianza que había convocado para aprobar los presupuestos, asegura que desde el Ayuntamiento «colaboraremos y ofreceremos toda la documentación a los organismos pertinentes» y añade que «es triste ver cómo algunos partidos de la oposición utilizan estas instituciones y maneras de hacer política para intentar conseguir lo que el pueblo les negó».

Compartir el artículo

stats